Stanisláv Silántiev

01

Stanisláv Silántiev es una figura carismática y provocadora en el arte contemporáneo ucraniano. El verano pasado tuve suerto observar el proceso de creación de una de sus obras en la residencia de arte en Vínnytsia. Stanisláv Silántiev era uno de los artistas principales en el programa de la residencia. Las obras que él pintó fueron tan chocantes como divertidas. El foco de su ironía y sus burlas era más profundo y parecía que él imitaba la idea de la residencia por si mismo incluso todos los aspectos de la solemnidad de la vida artística. No creo que yo pueda hablar de sus obras como un crítico verdadero. Me faltan palabras hasta en mi lengua materna para analizar este fenómeno tan inusual y arriesgado. Por eso voy a concentrarme en las traducciones más precisas de los contextos culturales de sus pinturas.

02

En el centro es un retrato de Tarás Shevchenko, un fundador de la cultura moderna ucraniana. El retrato es estilizado como una pintura de algún pintor primitivista que contrasta mucho con el papel que Shevchenko desempeñó en la historia de Ucrania. La frase dice “Quiero darte un beso” (en ruso). Alrededor del retrato se puede ver unas remolachas (el ingrediente principal del borsch ucraniano) y por algún motivo unos kanguros que claro que no viven en Ucrania (¿pero por qué no?).

03

Tarás Shevchenko de nuevo. La frase a la izquierda dice “Es nuestra mierda”. La frase a la derecha dice “Es vuestra mierda”. Claro que se trata de la xenofobia y el patriotismo que frecuentemente ciegan a sus adeptos.

04

Esas son las obras que Stanisláv Silántiev creó durante la residencia de arte en Vínnytsia. El poema en el centro dice “Si no te gustan los bombones de Roshén, no traigas flores a la tumba de Tarás!” (en surzhyk) (Roshén es la fábrica que pertenece al presidente Poroshenko). Es también una critica grave de la singularidad hasta de la monopolización de la cultura y la identidad ucraniana por los círculos más conservadores del país. La frase a la derecha dice “La concha (vulva) del guionista”. En el contexto ucraniano “la concha” tiene conotaciones de “la calle cerrada”, “el punto muerto”. Según mi parecer, quiere decir que la mayoría de los medios ucranianos crean una imagen de Ucrania bastante artificial y irrelevante que con el tiempo llegan a un callejón sin salida.

041

Acá el pintor hace burlas del sistema del apoyo financiero de los artistas y de los artistas mismos.

06

Acá el pintor hace burlas de la diaspora ucraniana que a veces distorsiona la imagen de Ucrania moderna, imponiendo unos valores y símbolos anticuados. La frase dice “¡Que viva la diá$pora Ucraniana!”

Quiero decir que no todos los ucranianos comparten la actitud crítica de Stanisláv Silántiev hacia las antiguas tradiciones de la Ucrania rural. Pero por otro lado claro que hace mucho tiempo que no llevamos puestos sharovary (unos pantalones tradicionales) y la mayoría de los ucranianos viven en zonas urbanas e industriales.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en arte contemporáneo, arte político, estereotipos, Vinnytsia y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s